Uruguay y Argentina países LGTB friendly

Un informe de la Sociedad de las Américas y del Consejo de las Américas entorno a la libertad indica que Uruguay y Argentina son los de países más LGBT-friendly de Latinoamérica.

El Índice 2016 Inclusión Social señala que Uruguay “ha sido un líder” en el movimiento por los derechos LGBT y que ha ganado fuerza en toda la región durante la última década.

El informe señala que Uruguay en 2009 se convirtió en el primer país de América Latina extendiendo los derechos de adopción a parejas del mismo sexo.

Los gays y las lesbianas han sido capaces de casarse legalmente en Argentina y Uruguay desde 2010 y 2013 respectivamente. Ambos países también permiten a las personas trans a cambiar legalmente su género, sin someterse a la cirugía.

Argentina y Uruguay están entre los países que contribuyen al Fondo de Igualdad Global, una asociación pública-privada que promueve los derechos LGBT en todo el mundo y que gestiona el Departamento de Estado con la Agencia Estadounidense para el Desarrollo Internacional.

Uruguay en julio organizó la primera conferencia mundial de derechos LGBT que ha tenido lugar en América Latina. El ministro uruguayo de las Relaciones Exteriores Rodolfo Nin Novoa, el enviado especial de Estados Unidos para los derechos humanos de los LGBTI Randy Berry y más de 150 activistas de todo el mundo eran de los que asistieron a la reunión en la ciudad de Montevideo.

“Las leyes de los movimientos sociales LGBTI de Argentina y Uruguay han logrado en los últimos años una apertura e inclusión social que ha contribuido a crear un clima de respeto a la diversidad sexual,” Federación LGBT de Argentina vicepresidente Esteban Paulón dijo a la Washington Blade en respuesta al informe.

“Las políticas públicas que han roto las barreras y han extendido la igualdad a las lesbianas, gays, bisexuales y personas trans también se han implementado en ambos países”, añadió. “El informe refleja que esta combinación de marco legal y las políticas públicas han, sin duda, mejorado las condiciones en las que vive la comunidad LGBTI y es el camino correcto a seguir para luchar eficazmente contra la discriminación.”

Marcela Romero, de la Red Latinoamericana y del Caribe de Personas Trans, que es conocida por las siglas en español REDLACTRANS, también dio la bienvenida al informe.

“Consideramos que la inclusión de Uruguay y Argentina en el Consejo de 2016 Índice de Inclusión Social de las Américas como los países más LGBT-friendly latinoamericanos como muy positivo”.

Romero – que es también el presidente de la Federación LGBT de Argentina y los travestis, transexuales y transgénero (personas) de la Asociación Argentina – dijo que los crímenes de odio basados ​​en la orientación sexual y la identidad de género siguen siendo problemas en ambos países.

Diana Sacayán, un prominente defensor de los derechos trans argentina, fue matado a puñaladas en su apartamento de Buenos Aires en octubre de 2015. Era la tercera persona trans muerta en Argentina en dos meses.

“Mucho se ha logrado bajo las leyes de identidad de género de ambos países, pero las mujeres trans aún siguen sufriendo la violencia y son víctimas de crímenes de odio”, dijo Romero a la hoja, correspondiente a Argentina y Uruguay y el informe. “Todavía no hemos logrado el reconocimiento pleno de los derechos, como el acceso a las oportunidades de empleo y de salud.”

“Todavía hay mucho trabajo por hacer para alcanzar la igualdad real”, agregó. “Las políticas de estos países deben ser un modelo para otros países del Caribe y Centroamérica en el que nuestra comunidad se enfrenta a la violencia constante, el estigma y la discriminación y no tienen acceso a sus derechos sociales, económicos y culturales.”